Archivo de la etiqueta: Roma

El día que me perdí en el Vaticano

MGUATYMARRERO

El día que me perdí en el Vaticano

Llegamos al Vaticano  con el tour que habíamos contratado en Roma. Entramos por una puerta lateral desde una pequeña callecita y de repente estábamos frente a unas escaleras impresionantes por su anchura y longitud, una vez arriba en el segundo piso se abría ante nosotros  la Galería de los Mapas seguida por numerosas esculturas y maravillosos tapices, a través de las ventanas se divisaban los  Jardines s en todo su esplendor.

El grupo nos avisó que no nos separáramos y que si lo hacíamos siempre buscáramos la banderita que llevaba ondeando sobre la cabeza la directora de grupo-

Pues todo marchaba muy bien, Alex tomaba video de los jardines mientras yo estudiaba con detenimiento la escultura de la Diosa de a Fertilidad, y el grupo estaba oyendo las explicaciones de la guía.

Al voltearme para unirme al grupo, este había desparecido y Alex tampoco estaba. Comencé a caminar buscándolos pero no los divisaba, cada vez me encontraba con más turistas pero mi gente…. Ni sombra de ellos.

Me recorrí los mismos pasillos una y otra vez, las estancias de Rafael una por una y de regreso, preguntando en cada posta si habían visto a Alex o al grupo, sin suerte. Di vueltas más de una hora y ya estaba entrando en pánico cuando decidí entrar a la Capilla Sixtina  la que estaba repleta de turistas, pero pensé que allí podían estar ya que no aparecían por ningún otro lugar. Esa fue una mala decisión.

Una ola de japoneses me movían de un lado  a otro en contra de mi voluntad, lo mismo estaba contra una pared  que me llevaban hacía el altar. Ni pensar mirar hacia arriba para deleitarme con los frescos pues podía terminar pisoteada. Al fin pude salirme a empujones de aquella hola amarilla pues pensé: “o  salgo de aquí o voy a parar a Japón con esta gente”, y casi sin aliento crucé las verjas y me paré a esperar a Alex en un rincón, desde donde todo lo que veía era un amontonamiento espantoso de personas.

Salí a la Plaza, entré a la Basílica y seguí buscando sin saber que Alex se había separado del grupo y me buscaba también. No teníamos comunicación, pero yo pensaba que la líder del grupo se podía comunicar con la Agencia para aclarar las cosas, y decidí tomar un taxi e irme a Roma al hotel. De allí caminé  a la Agencia, en donde no tenían ni la más mínima idea de lo que les preguntaba, me dijeron  que nadie se había comunicado con ellos al respecto.

Pensé entonces que en algún momento Alex llamaría al hotel y me senté en el lobby.

Mientras tanto en el Vaticano Alex había movilizado a los vigilantes y solo le faltaba llegar a la Guardia Suiza cuando los primeros le dijeron que cerrarían el edificio para buscarme, pero que primero llamara al hotel. Alex no pensó que esto daría resultado y el pobre estaba muy angustiado sin saber que había pasado conmigo.

Suena el teléfono en el lobby del hotel, contesta el empleado::  Ciao, ¿Signora Marrero?  Qui è

…….Hola Alex…………………..

La primera autopista de la historia

RomaViaAppiaAntica03

Algunos historiadores consideran que la Vía Apia es la primera autopista de la historia, es la calzada romana más conocida y mejor conservada del mundo.
La Vía Apia De 540 km de longitud y aproximadamente 8m de ancho estaba calculada para el paso simultáneo de dos carros viajando en sentido contrario.
La calzada estaba realizada a base de piedra basáltica de forma poligonal y estaba flanqueada a ambos lados por una acera de aproximadamente un metro de ancho. A lo largo de sus márgenes se encontraban multitud de sepulcros, tumbas y otros monumentos funerarios, debido a la existencia de una ley que prohibía los enterramientos dentro de la ciudad, así como cementerios paganos y los primeros cementerios paleocristianos donde los primeros cristianos celebraban la Eucaristía.
Considerada la primera y más importante calzada romana, fue construida en el 312 a.C. siendo censor Apio Claudio Caeco, como vía de comunicación entre Roma y Capua.
Debido a la gran confluencia de personas se sucedían las “stationes” o lugares para el cambio de caballos y las “mansiones” que podemos asemejar a nuestro concepto de posada.
Tras la caída del imperio la Vía Apia cayó en desuso, siendo restaurada mucho después por orden del Papa Pío VI. Napoleón y Mussolini también supieron apreciar la grandeza de la obra y apostaron por su conservación.
La calzada parte de la Puerta de San Sebastián y actualmente la Vía Apia se encuentra cerrada al tráfico.
MGUATYMARRERO

Fuente:
Historia de los Inventos

La extraña muerte del papa Borjia

cesar-rodrigo-cena--644x362

Cuadro «Un vaso de vino con César Borgia», de John Collier.

Alejandro VI (el Papa Borgia), y su hijo César cayeron gravemente enfermos tras un banquete campestre celebrado por el cardenal Adriano da Corneto. Los rumores de envenenamiento resonaron por toda Italia, donde eran incontables los enemigos de la licenciosa familia de valencianos que controlaba Roma.

La hipótesis del envenenamiento se difundió rápido por Roma. El nauseabundo aspecto del cadáver de Alejandro VI, que ya fuera por el calor o la mala conservación se puso negro y «la lengua se salió de la boca», alimentó todavía más los rumores.

papa-alejandro--250x300

ABC . Retrato de Alejandro VI

Algunos acusaron a Cornetto de depositar en las copas de los Borgia el veneno, posiblemente arsénico, e incluso a César Borgia, que, equivocándose de recipiente, pudo provocar la muerte de su padre. Sin embargo, los historiadores que han abordado el misterio concluyen de forma mayoritaria que el pontífice pudo ser simplemente una víctima más del brote de malaria que aquel verano causó la muerte de miles de romanos. Las complicaciones cardiacas que venía sufriendo el Papa contribuyeron a que no sobreviviera a la extraña enfermedad, en contraste con los casos de su hijo y del cardenal Cornetto.

Extracto del artículo; La misteriosa cena que mató a un Papa.ABC,es

MGuatyMarrero para Cjaronu

Daños irreparables a la fuente de la Barcaccia de Bernini en Roma

Seguidores del Feyenoord holandés, que juega hoy contra el Roma un partido de la Liga Europa, se enfrentaron esta tarde a la policía en la céntrica Plaza de España de la capital italiana, donde causaron daños a la fuente de la Barcaccia.

Los hinchas del Feyenoord provocaron en su enfrentamiento con la policía en Roma «daños irreparables y permanentes» en la fuente de la Barcaccia de Bernini, que había sido restaurada hace unos meses. El mármol del grupo escultórico, que data de 1629, sufre diversos «rasguños y golpes», más graves de los que se observaron tras una primera inspección.

MGuatyMarrero para Cjaronu

El Coliseo Romano estrena nuevo «Look»

Vean que bonito luce.

La primera fase de los trabajos de restauración concluyó  con la limpieza de cinco filas de arcos del lado norte; las labores finalizarán en marzo de 2016. La idea es que el Coliseo Romano recupere la tonalidad dorada original del mármol travertino con el que está construido.Para la limpieza del coliseo no se usan productos químicos, solo agua aplicada a presión.

TRABAJOS DE RESTAURACIÓN DEL COLISEO ROMANO

Los trabajos de restauración del Coliseo iniciaron en septiembre de 2013. (EFE)

El color original del Anfiteatro Flavio es de un tono claro y variado, que va desde la miel a ocre amarillo y castaño, con el resultado de una coloración oro, sorprendente.

MGuatyMarrero para Cjaronu

Visitando el Coliseo Romano.

Recuerdos de un viaje por Italia.

imagespol

MGuatyMarrero para Cjaronu©Cancún- 21 de junio-2014

El Coliseo Romano- Anfiteatro Flavio. Representante de la Roma Imperial y uno de los edificios mejor conservados de la arquitectura romana

En la antigüedad el Coliseo poseía una capacidad total  para unos 50, 000 espectadores, con ochenta filas de gradas.

Allí tenían lugar luchas de gladiadores y espectáculos públicos. Allí murieron muchos cristianos  masacrados por los leones.

Esa tarde, íbamos con prisa, viajábamos al día siguiente y aún no habíamos visitado el Coliseo

No se imagina uno al entrar lo majestuoso que puede ser, es un templo del pasado.

Recorríamos el lugar bajo un sol hiriente y un silencio sepulcral solo roto por el maullido de alguno de los gatos que pululan por los túneles y laberintos de la edificación.

Observando en silencio te vienen a la mente episodios de las masacres allí ocurridas, comienzas a ser parte de una sangrienta historia.

Nos cambiamos varias veces de lugar para apreciar desde cada ángulo la majestuosidad del enorme anfiteatro, icono del esplendoroso  y cruel Imperio Romano.

Pero nuestras caras denotaban que ninguno de los dos se sentía a gusto.

Nos miramos y comenzamos a caminar hacia la salida hasta qué  uno de los dos rompió el silencio diciendo: «Dejemos que estas energías encuentren paz, no pertenecemos a este lugar y lo estamos sintiendo, no quieren que estemos aquí»

Y salimos dejando detrás de nosotros el rastro de una oración.

MGuatyMarrero para Cjaronu©Cancún- 21 de junio-2014